Amantes del bonsái


Texto y fotos Anaisis Hidalgo Rodríguez

amantes-bonsai-bayamo-680x5En Bayamo, la naturaleza se une a través de este arte milenario para rendir tributo al más universal de los cubanos, José Martí.
Martí es inspiración de un proyecto de rescate de especies vegetales cubanas, citadas en las páginas de su diario de campaña De Cabo Haitiano a Dos Ríos.
Los integrantes del club Bonsáis Bayamo se proponen trabajar con esta depurada técnica, 54 de las 63 especies recogidas por el Apóstol en el referido diario, entre ellas: caimito, cedro, guásima, guanábana, coco, limón, naranja agria, ceiba y palma.
Algunas de las plantas son traídas de disímiles rincones de nuestra geografía y muchas de estas, aún retoños, desde donde las viera hace más de un siglo el Héroe Nacional.
En el conocido documento el Apóstol hace continuas menciones sobre la exuberante flora que encuentra a su paso. Y precisamente este inventario sirvió de soporte y meta para reunirla y velar por su desarrollo.
“El club Bonsais Bayamo fue fundado el 18 de diciembre de 2012. Hoy lo conforman 12 miembros, tres de ellos fundadores. Pertenecen a la Sociedad cultural José Martí y a la Unión Cubana de artistas del bonsái (Ucab)”, comenta su vicepresidente Ciro Francisco Gómez Guerra.
-¿Qué los animó a fundar el Club?
-El amor por la naturaleza y por la cultura milenaria del bonsái.
-Bonsái: ¿arte o mutilación?
-Para mí es arte y más que ello, amor por la naturaleza. Muchas veces salvamos especies que fueron destrozadas al demoler o ejecutar construcciones. Por ejemplo, sobre la parada de ómnibus aledaña al Hogar de ancianos, en el reparto Jesús Menéndez, de Bayamo, rescatamos aproximadamente 12 plantas de flamboyán germinadas.
“Mediante la técnica del bonsái podemos preservar especies en peligro de extinción”.
-¿Dónde exponen?
– Ofrecimos una muestra en el aniversario 499 de la fundación de la villa San Salvador, para este 500, prevemos una expo de mayor impacto; en el Gabinete de arqueología y en el hotel Royalton, ambientado permanentemente con ejemplares.
“Tenemos una peña el tercer sábado de cada mes a las 3:00 pm, en la Uneac, para quienes deseen integrarse al grupo”.
-¿Qué significa asumir este proyecto?
– Nos sentimos honrados. Al trabajar estas especies fomentamos la flora cubana y el hecho de que hayan sido citadas por Martí en su diario, les impregna una doble importancia, porque el Apóstol agrupaba en su personalidad muchos valores, saber y amor hacia la naturaleza. Constituye nuestro homenaje en vísperas del aniversario 161 de su natalicio.
“Martí es una motivación para insertar a los niños en esta ciencia y fomentar la pasión por el entorno”.
En el club Bonsáis Bayamo, no solo bulle de vida vegetal sino también el perfeccionamiento de la técnica, el estudio por la vida del Apóstol y el respeto al medio ambiente, a disposición de las nuevas generaciones. En él confluyen profesionales, un especialista del jardín botánico de Guisa, jóvenes, niños y una abuelita de 90 años, todos defensores y amantes de la naturaleza.

Anuncios

Acerca de Anaisis Hidalgo Rodríguez

Soy una persona sincera, amante de la literatura, la fotografía, el periodismo, las mariposas y las pequeñas cosas de la vida. Quizás no tenga todas las respuestas, pero puedo escucharte y buscarlas junto a ti.
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s